三只疯狂的小刺猬

未能成功加载,请稍后再试
0/0

Wow. No bromeabas con lo de los piojos.

Ya nos vio. Quietos. Basta.

Tenemos que hacer algo.

¡Hagámoslo a la antigüita!

¿Intentan robar mis cosas?

Ay, no. Jamás haríamos algo así.

- No. Nunca. - ¡Nos ofende, señor!

Lo siento, pequeños. Me siento terrible.

¡No caigas en sus juegos, Ferd!

¡Son los sabandijas!

¡Oye! ¡No somos sabandijas!

Somos puercoespines.

Ella sabe lo que somos.

. Pequeños y tramposos ladrones.

No somos ladrones. Somos sobrevivientes.

¡Pelota!

- ¡Rodemos! - ¡Esperen! ¡No! ¡La flor!

¡Por favor no nos mastiques!

¡Mi mayor miedo es morir masticado!

- ¡Apártate, bestia! - ¿Qué esperas?

- ¿Quieres bailar? ¡Bailar!

¡No me tientes, niño. . . !

- Ya Basta, Lupe

Y ustedes, no me voy a comer a nadie.

Alto. Un segundo.

No eres como las demás reses, ¿verdad?

Que no te engañe, hermana.

Es un toro feroz y bravucón. ¡No es una gallina!

¡No, no, mírenlo! Es blando y suave.

Como mantequilla.

Gracias. Eso creo.

Empecemos de nuevo. Soy Una.

Y yo Dos.

Y yo Cuatro.

¿Qué pasó con Tres?

No hablamos de Tres.

Lo siento.

Escuchen, llévense la comida si quieren. No tengo hambre.

- ¿En serio? - ¡No tienes que decírmelo dos veces!

La flor se queda.

Adiós, por ahora.

Los ayudo, suben.

¡Gracias!

No lo .

¡Transporte gratis!

¡Fue un placer!

Qué agradable toro.

. El tonto no va a durar un día aquí.